Cuba en Obama. Lo que no sabremos aun.

Por: Vicente Manuel Prieto Rodríguez

Obama en CubaMás allá de las interpretaciones de uno u otro bando, acerca de los resultados de la visita de Obama a Cuba, la pregunta que para mí se hace obligatoria es: ¿Qué piensa ahora el saliente primer mandatario del país supuestamente más poderoso del mundo, acerca del sistema social que su gobierno y antecesores han intentado destruir durante tantas décadas? ¿Sus convicciones imperialistas le impedirán calificar en su justa medida lo que ha logrado ver en un pueblo al que se le negó el desarrollo y el avance económico por el capricho imperial de la posesión?

Sé que Barack Obama es un tipo inteligente, sé que, debajo de su piel, por más que tenga que cumplir los dictados de quienes realmente gobiernan los Estados Unidos, este presidente sabe que las políticas educativas, de salud, de igualdad social y otras muchas aplicadas en Cuba por la Revolución son justas y necesarias para cualquier pueblo, más allá del “modelo económico” que se aplique.

No creo ni por asomo, que un hombre tan inteligente como Obama no advierta que la crisis del pueblo cubano nada tiene que ver con su interior, de hecho ha reconocido la capacidad de este pueblo para sortear dificultades que sus antecesores creyeron que podrían doblegarlos y estoy seguro que en su mente surgió la duda razonable acerca de qué y cuánto hubiera logrado en todos estos años Cuba si se le hubiese permitido desarrollarse en igualdad de condiciones con el mundo y avanzar económicamente desde su propio sistema, sin obstáculos tan grandes como el bloqueo y aislamiento internacional que éste ha provocado.

Barack Obama ya se fue de Cuba. Estoy convencido de que no dirá, porque no puede, todo lo que piensa. Lo que sí es seguro que ya no verá a la Revolución cubana con los mismos ojos. Y si sus convicciones capitalistas o imperialistas son demasiado fuertes, hablará de levantar el bloqueo, pero no forzará mucho para que esto se logre, porque Cuba sin el bloqueo genocida es un peligro real para el statu quo capitalista, pues demuestra que otro mundo sí es posible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s